Blog

Blog Sub Title

Punto final al robo de madera mediante un discreto dispositivo de rastreo GPS

El robo de madera ha sido, lamentablemente, protagonista en noticias recientes. Sin contar con una solución definitiva ante el crimen, la industria de la tala ilegal está incrementando. A nivel mundial, las víctimas sufren unas pérdidas de madera valoradas en billones de dólares. También es la principal causa de la deforestación, afectando a ecosistemas y hábitats naturales de especies en peligro de extinción en muchos países de todo el mundo. Algunas medidas preventivas que puede tomar el silvicultor para evitar el robo son: marcar los troncos con espray, mantener un registro del stock, aplicar inmediatamente tinte a las maderas y tener una buena relación con la serrería. No obstante, estas medidas no impedirán que las profesiones del hurto roben la madera y tampoco se les podrá enviar a la cárcel. Desafortunadamente, se ha comprobado que las medidas de prevención sugeridas hasta ahora son ineficaces para sorprender al ladrón con las manos en la masa. Esos días han pasado a la historia. Una empresa maderera que sufría robos repetidos de madera buscó una solución antirrobo efectiva al fallar sus esfuerzos de vigilancia para detener robos extra. Se dirigieron a ENAiKOON buscando una solución de rastreo GPS. Tres meses después, nuestro equipo de desarrolladores de hardware creó el nuevo dispositivo de rastreo GPS locate-18. Con una carcasa de plástico y en forma de tubo que se adapta discretamente en los troncos, la finalidad principal de locate-18 es pillar a los ladrones in fraganti. El dispositivo GPS por sí solo no detiene el robo de madera. La completa solución de ENAiKOON incluye un sensor de vibración ajustable, una cámara, luces infrarrojas, un receptor GPS para la localización, una tarjeta SIM para la transmisión GPRS, un potente conjunto de baterías y el uso del software de gestión telemática: inViu pro. Del siguiente modo se puede detener el robo de madera: en primer lugar, se realiza un agujero en un montón de madera talada y se inserta el locate-18, que mide 20 x 3,5 cm, con el sensor de vibración activado. Se camufla los agujeros cubriéndolos con discos de madera previamente cortados. Entonces, se instalan cámaras con luces infrarrojas en varias zonas de carga. Cuando la madera rastreada se mueve inesperadamente, el dispositivo de rastreo GPS envía una alerta al servidor y activa las cámaras de vigilancia. Esto fue exactamente lo que hizo la empresa maderera y, tal como sospechamos, justo un mes después de la instalación se detectó un movimiento inusual de troncos de madera. Montaron un locate-18 en cada montón de madera y escondieron cámaras de seguridad en casas de pájaros que colgaban cerca del área de carga. Cuando se movió la madera, se activaron las cámaras y realizaron fotos del robo en la escena del crimen. Esta prueba se empleó posteriormente en el juicio. Al conocer las coordenadas exactas GPS de la madera transportada, la empresa maderera descubrió que la madera se estaba transportando a la misma serrería; concluyendo así que se trataba de un robo interno. Además, los conductores de camión contratados estaban transportando cargas extras a la serrería. Se recuperó toda la madera robada y se llevaron a los sospechosos ante los tribunales. La empresa no ha sufrido más robos desde entonces. Ponga fin a la tala ilegal y al robo de madera. Si gestiona una empresa maderera que sufre robos de madera, su solución es la prevención de robo de ENAiKOON. Contacte con nosotros para recibir una solución personalizada para su empresa.